GlocalPressUrjc

Menú principal

Se encuentra usted aquí

González de la Calleja: "Los medios en papel están prácticamente sobreviviendo"

Entrevista
Economía
Pedro González de la Calleja, redactor jefe de Público
Pedro González de la Calleja es el actual redactor jefe del diario Público, el “último periódico de información nacional que se intentó sacar en España”. Este medio de comunicación no pudo superar la crisis económica y social, abandonando en 2011 su publicación en papel para centrarse en el mundo digital.

Nos adentramos en la pequeña redacción en la que Público fabrica su información. Un lugar activo, organizado y en el que todos saben lo que tienen que hacer. Un espacio en el que todo gira en torno a los acontecimientos y a una pequeña pantalla que indica lo más leído en la web. No es una gran sala llena de periodistas, el ambiente es más bien familiar. Y es que ellos mismos lo reconocen  “somos lo que queda del periódico en papel”.

P: ¿Por qué el periódico dejó de publicarse en papel?

R: Púbico se lanzó en 2007, la desgracia que tuvo fue el momento. Todo el mundo hablaba de la desaceleración de la economía pero nadie se imaginaba una crisis como la que luego siguió y eso explica un poco lo que le sucedió luego al periódico. En 2011, sólo cuatro años después de su lanzamiento, se declaró concurso de acreedores. Una nueva empresa se quedó con Público. En ella participaron algunos de los antiguos accionistas de referencia del medio y se decidió estratégicamente no continuar en papel. En ese momento la edición en papel dejó de salir a la calle. Por los costes y la estructura que suponía solo se mantuvo como un periódico digital,  sobre todo a la vista de cómo estaba evolucionando el mercado de la información.

P: ¿A qué te refieres cuando hablas de la evolución actual del mercado de la información?

R: Ahora los medios en papel, lo que es el soporte papel, está prácticamente sobreviviendo, todavía y salvo coletazos de la crisis todos los medios han tenido que hacer ERES, reestructuraciones, despidos… Apostar de nuevo por el papel no parecía viable por los costes que suponía y por la estructura que había que poner en marcha, así que se siguió con la estructura en versión digital.  

Las posibilidades de contratación publicitaria, de consumo y de establecer acuerdos con patrocinadores son más fáciles ahora.

P: ¿Cómo fue la transición del papel a la versión únicamente digital?

R: No hubo ningún momento en el que Público desapareciera, otra cosa es que el papel no estuviera, pero digamos que el servicio informativo se seguía produciendo porque la edición en digital se mantuvo durante todo el proceso de concurso. En diciembre de 2011 se declara el concurso de acreedores y en primavera se resuelve. Por lo tanto, en junio, el equipo renovado retoma la dirección del medio digital y se relanza Público en internet. Desde ese momento la estructura como empresa cambió, al descartar el papel nos quitamos de encima toda la parte industrial, todo el tema de la compra de papel, la tinta, la distribución, las rotativas. Todo eso en los medios tradicionales supone un 80% de los costes.

P: Está claro que al descartar la edición impresa Público se deshizo de numerosos costes pero ¿qué ha pasado en cuanto a los ingresos?

R: Bueno, estamos entre los diez medios en internet con mayor audiencia en España y creciendo con bastante fuerza. Debemos estar en torno a los 9 millones de usuarios únicos de acuerdo con la OJD y hemos conseguido mantenernos después de tres años en este nuevo soporte.  Estamos en una situación más estabilizada, debido también a que la propia crisis ha empezado a amainar, las posibilidades de contratación publicitaria, de consumo y de establecer acuerdos con patrocinadores es más fácil ahora.

P: ¿Cuáles son las vías de financiación con las que contáis en Público?

R: Las vías de financiación en internet son tres. Socios, publicidad y acuerdos institucionales. Nosotros esencialmente nos nutrimos por dos vías, que son publicidad y acuerdos institucionales. En su momento sopesamos tener una parte cerrada para abonados como tienen otro medios, pero decidimos que no. Tenemos una base de lectores muy amplia, y acotarla, ofrecer un muro de pago, sería meternos en un lío. Al final internet es muy masivo, se tiene muchísimos lectores, pero unos lectores son más fieles que otros, y con sistemas de pago está penalizando a los fieles.

Nosotros preferimos no tener esas limitaciones, tratar de conseguir más circulación, tener una mayor visibilidad. Conseguir financiación  vía publicidad o vía acuerdos institucionales. Cada uno tiene su fórmula. Por otra parte, al venir del papel ya teníamos a lectores acostumbrados a estar en abierto y no hubiesen entendido que ahora les quisiéramos cobrar.

P: En cuanto a los acuerdos institucionales, ¿afectan a la estructura de los contenidos?

R: A ver, lo de los acuerdos institucionales es una labor más de la propia empresa, tenemos a gente que trata de llegar a acuerdos con instituciones diversas, empresas, bancos…Y mantenerlos, y también desarrollar productos para eso. En todas las redacciones pasa. Por ejemplo tú dices, “desearía tener un acuerdo con FCC, pues vamos a sacar algo de temas de medioambiente”. Informativamente me parece conveniente una sección de medioambiente y mira si nos la patrocina FCC pues mucho mejor, a lo mejor conseguimos un ingreso. Entonces intentas asociar contenidos informativos a patrocinadores. Este es un juego que se da en todos los medios.

P: Además de esas vías de ingresos, en la página web aparece una tienda online ¿es esta otra forma de financiar el medio?

R: Sí, cuando estábamos en papel se sacó la tienda de público. Está bien como vía de financiación pero no la he citado porque la considero una vía marginal. Muchas veces ese tipo de cosas no generan tanto una acumulación de ingresos, que también, sino que sirven para controlar. Para que ciertos productos asociados a tu marca se vendan mejor.

P: Uno de los elementos que más popularidad ha otorgado a Público es la inclusión del programa “La Tuerka” conducido por Pablo Iglesias, en la página web. ¿Se financia con los ingresos de Público?

R: Ellos tienen sus ingresos, no cobran nada de nosotros, quiero decir no hay un acuerdo económico. Sí a nivel de alquiler de equipos o por mantenimiento, pero no me consta que haya una retribución. Ellos tienen dos canales, el de Youtube con el que generan sus ingresos publicitarios, y luego a través de nosotros.

Y bueno, nos viene bien porque aumenta el tráfico, genera visitas a la página y a ellos también les favorece. Cuando estaban en Tele-K por ejemplo la tertulia con Pablo Iglesias tenían unas 12.000 espectadores y con nosotros tienen 40.000, porque tenemos más capacidad, también nuestro servidor es más potente podemos ofrecer en alta calidad.

Público nació en 2007, y con solo ocho años de vida ha pasado por un concurso de acreedores y una reestructuración de la plantilla, quedando reducido a una pequeña redacción en el nº30 de la Gran Vía madrileña. Aun así es uno de los diez medios digitales más leídos en España y pretenden seguir creciendo.

P: Pedro, ¿Cuál es el futuro de Público?

R: El objetivo es crecer, ofrecer cada vez más cosas, otros micro espacios, otros colaboradores, aumentar la calidad de la información, llegar a más gente… y conseguir que el medio como tal vaya creciendo.

Otro objetivo es aumentar la plantilla, conseguir que esté mejor pagada a la vista de que hemos pasado una crisis. Hasta ahora intentábamos sobrevivir, pero vienen los buenos tiempos así que vamos a conseguir estabilizarnos. En teoría la crisis está pasando y eso te permite centrarte.  No hacer economías de guerra y estar aguantando y ajustando las cuentas, ganar dinero, bueno ganar dinero…conseguir que las cuentas se equilibren, yo no me creo que un medio gane dinero pero, en fin, son visiones particulares, tampoco perderlo.

P: ¿Crecer significa volver algún día al papel?

Nuestro punto ahora es internet, pues seguiremos con internet y ya veremos lo que pasa. Esto no quiere decir que dentro de un mes o dentro de un tiempo digamos “oye, porque no hacemos un producto editorial”, es decir, en el sentido de editar un libro o una revista. Nunca puedes decir que no en esta profesión. Pero en principio no, no es nuestra estrategia.

Desarrollo en Drupal por Suomitech