GlocalPressUrjc

Menú principal

Se encuentra usted aquí

El 3+2 saca a la calle a los estudiantes

Crónica
Educación y Ciencia
Manifestantes en la sede del ministerio de Educación, Madrid
Manifestantes en la sede del ministerio de Educación
Hace apenas un mes el Consejo de Ministros aprobó de manera unilateral su proyecto de reforma educativa, por la que los estudios universitarios se reducirán de cuatro a tres años para adaptarse al modelo 3+2

La iniciativa se encuentra dentro del paquete de medidas Euro 2015, que a su vez forma parte del Plan Bolonia, y pretende homogeneizar los estudios a nivel europeo. Sin embargo, el futuro cambio no ha sentado bien al colectivo estudiantil, que convocó dos jornadas de huelga para los pasados días 25 y 26 de febrero. Los alumnos denuncian que la nueva norma encarecerá mucho más el coste a pagar por una carrera universitaria. 

En una mañana nublada, centenares de estudiantes se manifestaron el pasado jueves en las calles de Madrid para pedir la retirada de esta reforma. La cita de este año ha traído como elemento novedoso la convocatoria de dos marchas distintas que han partido desde diferentes puntos de la capital española. Mientras que los convocados por el sindicato de estudiantes partían desde Atocha, una marcha organizada por un movimiento autónomo, que pretende desligarse del sindicato, salía desde Plaza de España. El objetivo de ambas era encontrarse en la sede del Ministerio de Educación. En cambio, ambas manifestaciones no llegaron a convergir durante el tiempo establecido por la manifestación.

El ambiente fue tranquilo y se pudieron escuchar cánticos en defensa de la educación pública y contra el Gobierno de Mariano Rajoy. La presencia de alumnos de institutos fue el componente dominante de la convocatoria. Entre ellos, se encontraban un gran número de estudiantes de Coslada, que denunciaron el incremento que esta medida supondrá en el coste de sus estudios. “Mi educación se encarecería mucho más y no sé si sería capaz de costearme el máster”, aseguraba un alumno de la localidad madrileña.

Los únicos incidentes se desarrollaron pasadas las dos del mediodía y cuando las manifestaciones ya habían sido desconvocadas. Los antidisturbios cargaron contra un reducido grupo de jóvenes que había lanzado una bengala en las inmediaciones de la Puerta de Sol.

A pesar de las dos jornadas de huelga convocadas, los estudiantes se mostraban pesimistas. “No creemos que esto les vaya a hacer recapacitar. A pocos meses de las elecciones el Gobierno no va a  dar marcha atrás en sus medidas. Pero hay que estar aquí”, aseguraba un estudiante de Ciencias Políticas de la Universidad Complutense.

 

Desarrollo en Drupal por Suomitech